Orientación profesional personalizada

¿Cuántas veces de niños nos preguntamos acerca de lo que deseábamos ser cuando fuéramos grandes? Soñábamos tal vez con ser médicos, veterinarios, arquitectos, bomberos o incluso astronautas. Aunque esta pregunta nos remonta a momentos en los cuales éramos pequeños, se convierte en un importante cuestionamiento que incluso, algunos adultos no han logrado resolver y continúan, a pesar de sus decisiones buscando ese propósito de vida que los hará sentir plenos de sentido y felices con su existencia.

Próximos a finalizar su etapa escolar, muchos adolescentes hacen preguntas a sus familiares, amigos o a sí mismos, acerca de su futuro, sienten que se aproximan una serie de decisiones importantes que podrían impactar drásticamente su futuro. Opciones importantes y diversas que se barajan y que marcarán su futuro tales como: ¿qué carrera voy a estudiar? ¿qué me apasiona en la vida? ¿dónde quiero estudiar? O incluso… ¿qué quiero ser cuando sea grande?

En el Liceo Chicó Campestre, como colegio de educación personalizada, hemos detectado estas y muchas más preguntas que se hacen nuestros estudiantes durante su etapa final en nuestra institución. Por esta razón, desde hace varios años implementamos el programa de Orientación Profesional LCC, el cual se lleva a cabo actualmente por el Departamento de Desarrollo Humano LCC con el apoyo de Vitaminds, una empresa colombiana, especializada en procesos de Orientación Vocacional y Profesional, iniciando el proceso desde grado noveno, seguido por décimo y culminando el programa en el primer semestre de grado undécimo.

¿En qué consiste el programa personalizado de Orientación Profesional LCC?

El objetivo del programa es que nuestros estudiantes aprendan a tomar decisiones informadas, responsables, autónomas, seguras y efectivas para su proyecto de vida, brindando de manera personalizada, la asesoría idónea para que descubran su vocación y aquella profesión con la cual realmente se sienten identificados, apasionados y con las aptitudes necesarias para ejercerla.

El programa de Orientación Profesional LCC parte de tres preguntas que buscan ser resueltas en cada una de sus etapas, iniciando en grado noveno con ¿Quién soy?, posteriormente durante grado décimo ¿Cuál es el campo en el que me quiero desenvolver? y finalmente en grado undécimo ¿Qué carrera voy a elegir?

Durante este proceso, el Liceo Chicó Campestre, mantiene un acompañamiento personalizado con el estudiante y una comunicación directa y constante con los padres de familia, un eje fundamental en esta toma de decisiones.

A través de los años, hemos evidenciado los frutos de este programa gracias al éxito de nuestros egresados, quienes en su mayoría escogieron de manera asertiva su área de estudio, carrera y universidad, permitiéndoles desenvolverse idóneamente en un ámbito laboral

¿Porqué es importante que nuestros estudiantes reciban orientación profesional?

Según el Ministerio de Educación Nacional (Encuesta Nacional de demografía y salud 2015), únicamente un 46% de los colombianos completan secundaria, y solo el 38% de nuestros bachilleres ingresan a estudios de educación superior, de los cuales, el 55% (cifras aproximadas para instituciones públicas y privadas) desertan de sus estudios universitarios antes del tercer semestre. “… así mismo, se evidenció que las principales causas de deserción estudiantil en la educación superior colombiana son: las condiciones socio económicas de los estudiantes, la deficiente formación académica previa a la educación superior y la débil orientación profesional y vocacional (MEN, 2011)”.

Es así como en el Liceo Chicó Campestre, apostamos a la formación integral de nuestros estudiantes, aportando un granito de arena en el acompañamiento de esa decisión de vida trascendental que es la búsqueda de su qué hacer en el mundo y la manera como desde su desempeño laboral podrán servir a otros y darle sentido a su existencia.

 

 

Leave a Reply